Himno a Kundalini

 

 

Kula Kundalini siempre busca oportunidades de redimir a sus devotos del ciclo del nacimiento y de la muerte. Es siempre joven. Ella originó los Vedas y las otras escrituras y también las letras semilla. En este mundo, los yoguis La comprenden por medio de la mente. Algunas veces existe en las palabras de los santos. Que Ella, la propicia, me proteja para que alcance la unión divina. Me considero su sirviente querido, Oh Madre, por tu naturaleza eres la esposa de aquel Dios primordial, mientras que yo soy un alma esclavizada, más miserable que el más miserable
Kula Kundalini tiene un resplandor rojo. Es la nectárea luz de la luna. Aparece en forma de las letras. Tiene el aspecto de una serpiente y está durmiendo. Oh Venerada, Tu que vives en los ojos como el kurma prana durante el estado de vigilia, mírame. Mi cuerpo tiene el defecto de estar lleno de un hedor pestilente que surge de la carne. Siempre lo mantengo ocupado en realizar rituales védicos. Hazlo puro y eterno con una pequeña parte de Tus millones de puros rayos de luna
El que desea la perfección y conoce sus propios defectos llega a ser victorioso aún mientras vive en la tierra, por medio del conocimiento de Shri Kundalini. Liberado del camino equivocado de la maya, tal ser llega a la ciudad de la liberación a través del sendero de Kula Kundalini. Si adoras siempre los pies de loto del himno a Kula Kundalini por la mañana o al mediodía llegarás a ser un siddha
Oh purísima, que desarraigas los frutos de los deseos, los yoguis meditan en Ti en el loto del muladhara de cuatro pétalos donde existen el viento de la pasión y el espacio de la Conciencia. Alli con razón siempre piensan en Ti con Tu eterna forma simbólica de serpiente. Se liberan los que adoran a la digna Enroscada con postraciones y con los benéficos himnos sagrados que proceden del linaje de los siddhas.
Quedándose allí en el muladhara, aquella yoguini enamora hasta a Brahma y a Shiva. Aparta el velo de la sombra de los tres mundos, destruye la aparente gran felicidad de la existencia mundana y perfora todos los nudos internos. Ella misma asume la forma de una serpiente. Es más sutil que lo más sutil. Es la Suprema que se deleita en el conocimiento de Brahman. Se La concibe como aquella cuyo hogar es el muladhara y la que ataca la esclavitud mundana.
Me inclino ante Shri Kula Kundalini. Es la Amada del Uno nacido de Sí mismo y Le rodea en tres círculos con todos los miembros de su comitiva. Entra en el espacio de Sahasrara y se vuelve activa como la mente embriagada de amor. Es ingenua, sin defensas y como su rostro, consigue todo para sus devotos y quema a los que se vuelven adversos a Ella. Adoro a la Esposa del Uno nacido de sí mismo, la cual se deleita en la cabeza el sahasrara con su Elegido. Es el poder de la acción. ¡Oh Tú que otorgas buenos auspicios a todos! ¡Oh Maha Shakti! ¡Oh Kula Kundalini Shakti! Junto con tus tres deidades compañeras vives enroscada tres veces y media alrededor del svayambhu linga Shiva en el chakra muladhara. Me inclino ante Ti.
Para saludarla surgen sonidos innumerables, tales como el sonido de tambores y otros instrumentos que emanan de las palabras de millones de devotos embriagados. Ella es la que rige el prana. Su cara, que es como un loto floreciente arraigado en el océano del elixir sabroso, esta llena de pura alegría. Su cara es oscura como la oscuridad producida por la multitud de nubes que aparecen en ashada el mes de las lluvias. Ella es la que sostiene todo. Que esa Madre que viaja por el sendero sutil de sushumna me proteja por todo mi alrededor. Es benéfica para con los yoguis.
Oh Madre, las personas que hayan recurrido a Ti, van en seguida a Vaikuntha la morada de Vishnu y Kailasa la morada de Shiva. Te recreas sólo en la dicha. Tu cara manifiesta la alegría de cientos de lunas. Tu eres la manifestación de todo. Oh Madre, Oh Shri Kula Kundalini, la manifestación amada de Shakti, Oh iluminadora del aspecto Kali de Shakti, Oh buena Señora, me inclino ante aquel Tu lugar el muladhara. Me elevas a mí, un alma encadenada.
Si uno que esta en el camino de Kundalini Shakti, se levanta temprano por la mañana y recita este himno de ocho versos que da gran fruto, sin duda se hace un yogui
De hecho, al recitarlo, en un instante uno se hace un gran poeta en este mundo El yogui que practica el Kundalini yoga, volviéndose puro y grande, se hace uno con Brahma.
Oh Señor, de esta manera Te he recitado el hermoso himno a kundalini. Por la bendición de este himno uno se vuelve erudito, como el Guru de los dioses.
Por las bendiciones de su himno, Ella dota de poderes a todos los dioses. Brahma el creador, el Señor de todos los dioses, vive durante dos parardhas, los cien años de Brahma.
Rudra Yamala, Cap VI
Extraído del Guru Gita, El Néctar del Canto.